Elegir mesa baja, ese dilema. Hay quien lo tiene muy claro, sabe cómo quiere componer el espacio delante del sofá en el salón, pero no es tan sencillo. Quizás la primera intención es que esa mesa combine con el resto de los muebles, sea de la misma colección, del mismo estilo, del mismo color. Y es una opción perfectamente válida. Es solo que a veces, nos gusta crear más contrastes, más movimiento. Por eso, y por otros matices: guía rápida para elegir mesa baja.

Mesa baja

Mesa baja

1) Piensa un material, piensa un estilo. El material y el estilo van de la mano, pero ¿qué fue antes?

Puede que siempre hayas pensado que te gustan las mesas de centro de madera maciza, casi sin tratar, grandes, y sea esa mesa la que busques sin plantearte que el estilo de tu salón es rústico. O por el contrario, quieras un estilo industrial y entonces busques especialmente una mesa casi en estructura, funcional, con toques metálicos.

Mesa centro industrial con ruedas

Mesa centro industrial con ruedas

2) No escojas la mesa por el espacio que te queda.

A veces es un error dejar para lo último la mesita baja del sofá, así, en diminutivo, quitándole importancia. Y en ese caso, coges un metro y mides el espacio que queda, y esa es la idea que llevas cuando miras mesas, “que no se pase de tanto”. Y a lo mejor debería ser al revés, elige la mesa que te guste, casi a la vez que el sofá -para que entre ellos sí tengan relación, al fin y al cabo están muy relacionados-. Harás que tu mesa tenga protagonismo en el espacio, si es un poquito más grande de lo que pensabas incluso mejor. No hagas puzzles al amueblar.

3) La forma, ese gran tópico.

Si te pregunto por mesa baja de sofá rápidamente te viene a la cabeza una mesa rectangular -y no muy grande, como hemos hablado en el punto anterior-. Pues aquí es cuando hay que tener la mente abierta. El paso del rectángulo al cuadrado es relativamente sencillo, es un esfuercito de nada, y es una mesa estupenda, de mayor proporción y que permite darle más uso. Además, las mesas cuadradas siempre parecen más recias, más estables. No sé, cuestión de proporciones, seguro que me entendéis. Y ya, si estáis envalentonados con las formas, plantearos una mesa oval, ¡o circular! La cosa es quitarnos el lastre de la mesa de salón “como tiene que ser”.

Mesa baja clásica ovalada imitación madera antigua

Mesa baja clásica ovalada imitación madera antigua

Más adelante os hablaremos de otros dos puntos importantes de esta guía, nivel avanzado: las mesas con cajones, estantes o espacio de almacenaje; y las que se sube, abren o despliegan. Mientras tanto, id echando un vistacillo a esta selección.