Descubrir, descubrir, descubrir, quizás una de las mejores experiencias de la vida. ¿Y si esa pasión por conocer cosas nuevas la aplicamos en un entorno como el de la cocina? Pues bien, no hace falta ser como Ferrán Adriá para experimentar. Basta fijarse en algunos de nuestros productos de El Mercado de María para que nazcan esas ganas de ponerse a cacharrear entre los fogones. Ya sabes, dulce o salado, pero siempre diferente.

SAL LÍQUIDA
Si llega desde Formentera, solo puede ser todo un acierto. Bien, ¿y por qué utilizarla? Además de quedar muy bien en cualquier mesa, quién no preguntará por ello, esta sal líquida te ayudará extender la sal de una manera más precisa y uniforme en tus platos. Además, contiene cinco veces menos sodio que la sal común, lo que permite potenciar de manera más saludable nuestros platos. Tiene un envase con dosificador, y para que controles la medida de sal que estás utilizando, recuerda: dos pulsaciones equivalen a una pizca (unos 2 gramos) de sal común. Si entre dulce o salado apuestas por lo segundo, la sal líquida no puede faltar en tu mesa.

sal liquida

AZÚCARES AROMATIZADOS
Cómo nos gustan los contrastes… y tras una sal especial, unos azúcares diferentes. Sí, siete variedades de azúcares con sabores tan especiales como vainilla, canela, naranja, limón, coco, jengibre y violeta. ¿Por qué usuarlos? Porque son perfectos para endulzar con un toque distinto algo tan sencillo como un café, un yogurt o una macedonia de frutas… y al mismo tiempo sirven como acompañante ideal para multitud de recetas en postres, crepes y confitería. Ah, y si ya te atreves con ellos en algún cocktail, tu grado de investigador culinario habrá superado una fase más.

azúcares aromatizados

CHOCOLATE A LA FLOR DE SAL
Y como también nos encanta rizar el rizo, tras el salado y el dulce, la mezcla de ambos: chocolate con sal de Ibiza. Semi-negro, extrafino, con tres tipos de cacao sudamericanos: Criollo, Trinitario y Forastero… y ese toque afrutado y levemente picante que le aporta la flor de sal gourmet ibicenca. En serio, si eres amante del chocolate, márcate un tanto con esta delicatessen. Suena extraño, pero sabe como los ángeles. Ah, y está elaborado de forma absolutamente artesanal, porque lo bueno se hace así, con sumo cuidado y atención.

chocolate a la sal

VINAGRE A LA PULPA DE HIGO
Qué sería de las combinaciones imposibles si no presentáramos otro gran acierto de la innovación culinaria: un vinagre elaborado con auténtica pulpa de higo. Sin colorantes ni conservantes añadidos. ¿A qué platos acompaña mejor? Pues es perfecto para ensaladas aliñadas con aceites de nuez, avellana o de oliva; y como aderezo para los platos que contengan zanahorias, por ejemplo. O para dar un toque definitivo al foie, o a las endivias. En fin, que tiene múltiples posibilidades, y luego está la imaginación de cada uno. Buenos puntos: puedes calentarlo y utilizarlo, también, para desglasear.

vinagre pulpa de higo

ESTA ES MI COPA
Bien, y cerramos este post con algo no comestible, pero bien práctico y con su puntito divertido. Un identificador de copas. Son de goma flexible, así que se adaptan al pie de cualquier copa, y son de diez colores diferentes. Se convertirán en la estrella de tu próximo aperitivo, a no ser que saques el caviar.

Identificador de copas